martes, 5 de abril de 2011

ISRAEL Y EEUU APRETARON A FACEBOOK


Las redes sociales fueron la “vedette” de la gran revuelta en el norte de Africa. Recordamos lo que pasó en Egipto cuando el dictador Mubarak cortó el servicio de Internet, incomunicando a la gente que venía organizándose a través de facebook y twitter. Lo mismo sucedía en Túnez, Siria Algeria, Libia… y en imperio ponía el grito en el cielo ante la “censura dictatorial”. De hecho, al imperio no le tembló la mano a la hora de fogonear una guerra civil y bombardear un Estado que, casualmente, alberga el 80% de las reservas del petróleo de África y un lago de agua dulce del tamaño de América Central bajo sus arenas desérticas. Y todo en nombre de la democracia y las libertades individuales, mirá qué promo.

En esta movida de organizarse ante el opresor, el 6 de marzo nació en facebook la página “Tercera Intifada Palestina” (*), que convocaba a un nuevo levantamiento contra la ocupación israelí a partir del 15 de mayo, cuando Israel celebra su independencia, un día que los palestinos conocen como “Naqba” (“catástrofe”). En menos de un mes cosechó medio millón de seguidores, pero la red social tuvo que cerrarla por presiones del gobierno israelí, argumentando que incitaba a la violencia en contra de los judíos. “Llamados directos a la violencia, expresiones de odio”, se dijo. Realmente no se entiende cómo los palestinos pueden tener este tipo de expresiones si sólo se les arrebató la tierra, se los cagó a tiros, se los confinó a una suerte de campo de concentración y se les bloqueó cualquier tipo de ayuda humanitaria. Vamos muchachos, seamos un poco más tolerantes!

Pero hete aquí que a pesar de haber entregado el upite ante el primer apriete israelí, facebook, y su cofundador Mark Zuckerberg, se comen ahora un juicio de 1000 millones de dólares por daños y perjuicios. El demandante es Larry Klayman, que se describe así mismo como “un ciudadano estadounidense de origen judío (...), preocupado con la seguridad de Israel y de todos los pueblos”, y asegura que más allá de haber retirado la página, la red social ha cometido “negligencia” al no haber actuado con suficiente rapidez a las peticiones de cierre.

Famoso activista judío y abogado, Kleyman sostiene que muchas veces fue acusado de sionista por radicales y que eso lo convierte en uno de los objetivos de la llamada “a asesinar judíos” realizada en la página de facebook. Además, recalca que pronto aparecerán más páginas similares que facebook no debería tolerar y que la red social se ha visto beneficiada por las revueltas en el mundo árabe de los últimos meses. Es más, alega se habría puesto en peligro su propia vida, entre otras figuras públicas judías, y la del propio Mark Zuckerberg, también de ascendencia judía.

Esto último es entendible: un piedrazo desde palestina hasta Miami es muy poco probable pero, vamos, nada es imposible en el mundo de la barbarie


(*) La primera Intifada arrancó en diciembre de 1987 y terminó en 1993, cuando se cerraron en Oslo los acuerdos sobre la autonomía palestina. La segunda estalló en 2000 y duró unos cinco años.

1 comentario:

Unfor dijo...

Israel y EE UU apretan al mundo!